martes, 18 de octubre de 2016

OPINOMETRO


Yonquis del PSOE

Por: David Torres/ tomado del diario público.es octubre 18 de 2016
En el PSOE están calculando a ver cuántos diputados tendrían que abstenerse para echarle una mano a Mariano con la investidura. Puede que les baste con once. Es una decisión difícil, puesto que se trata de saber hasta dónde puede mezclarse el PSOE directamente con el PP y que siga pareciendo el PSOE. Este mercadeo de votos y ausencias entre barones y fontaneros evoca a aquellos legendarios camellos de barrio que adulteraban la heroína con cualquier sustancia a mano para sacar más beneficios. Se decía que usaban azúcar, sal, harina, leche en polvo; en fin, lo importante era dar color y que la cosa no se notara mucho.
A los yonquis del PSOE, pobreticos, hace mucho que les dan el socialismo rebajado con diversas mierdas de muy dudosa procedencia. Lo bueno es que así no se marean ni les da el subidón y pueden seguir a lo suyo. Están tan habituados al fraude que un solo gramo de ideología pura podría matarlos. Cuando yo era un crío, allá a finales de los setenta, comienzos de los ochenta, de vez en cuando brotaba un drogadicto en el parque de San Blas, tieso como un pajarito y con el brazo hecho una esponja. O bien se les había ido la mano con la mezcla o bien había topado con un proveedor demasiado honesto.
Más o menos por esa misma época los traficantes comprendieron que el socialismo era demasiado peligroso para inyectarlo en crudo a la población y empezaron a matizarlo con la OTAN, la socialdemocracia y el felipismo, que eran las drogas de moda. Como vieron que la gente tragaba, no les importó ir metiendo más madera -reformas laborales, moderación salarial, Boyer, Solchaga- y al final ya lo cortaban con cualquier cosa -los GAL, Roldán, Barrionuevo, cal viva, Almunia, Ibex, Zapatero, Rubalcaba. Con tanto barajar y tanto revolver, tanto polvo y tantos lodos, era lógico que buena parte de la clientela se les pasara a la competencia, que ofrecía la misma mierda ideológica pero sin adulterar, recién salida de la farmacia de Génova. A los descontentos que no tragaban y a los alérgicos al neoliberalismo siempre les quedaba la oportunidad de surtirse en los abrevaderos de IU y algunos hasta se fueron a buscar la mandanga a la Puerta del Sol, en plena calle.
Sin embargo, una idea no pueden seguir adulterándose indefinidamente; cuando del paquete inicial no queda apenas nada y todo lo que se inyecta es yeso con matarratas la supervivencia del consumidor corre serio peligro. En un capítulo deGomorra, Roberto Saviano cuenta cómo los capos más chungos del barrio de Scampia, en Nápoles, utilizan a los yonquis más tirados para comprobar hasta qué punto pueden cortar la heroína sin que el cliente palme. No les ponen una pistola en la sien, simplemente les dejan las jeringuillas encima del capó de un coche y esperan hasta que el mono les obliga a meterse un chute. Si el yonqui aguanta, continúan echando mierda; si el tipo mure entre convulsiones, saben que han alcanzado el límite. En el PSOE suelen utilizar a los andaluces de conejillos de indias. El último experimento se llama Susana Díaz

No hay comentarios:

Publicar un comentario

SEGORBE

Segorbe será nuevamente la capital internacional del ajedrez El Club de Ajedrez del Alto Palancia organiza de nuevo un evento en Segor...